Por la alta circulación del COVID-19 reestructuraron la atención de pacientes en Ipensa | 0221
0221
0221

Por la alta circulación del COVID-19 reestructuraron la atención de pacientes en Ipensa

Más del 50% de los hisopados dan positivo. Por eso la guardia atenderá solo emergencias y se suspenden los turno programados en los consultorios.

El sanatorio Ipensa de La Plata resolvió una reestructuración general de su atención en los distintos servicios a partir del incremento en la tasa de positividad de los hisopados que allí se realizan. En la práctica, lo más evidente es una limitación a lo que es estrictamente emergencia en las consultas que se reciben en la guardia, lo cual ya se viene realizando desde hace varios días, y la suspensión -desde el lunes que viene- de las prácticas programadas y los turnos dados con anticipación en los consultorios externos de las distintas especializades.

El objetivo central, según indicaron desde la conducción de la clínica ubicada en 4 y 59, es darle prioridad a los pacientes que dieron positivo, muchos de los cuales son seguidos de manera ambulatoria pero podrían requerir internación

En diálogo con 0221.com.arJuan Bautista Fernández, el secretario técnico de la dirección del sanatorio, negó que sea la afectación del personal lo que llevó a tomar esa decisión, sino "el evidente crecimiento de la tasa de positividad en los hisopados que se realizan". El médico indicó que se pasó en el último mes del 10 a más de 50%.

"Lo que hacemos ahora es retrotraer la organización de la guardia y los consultorios externos a los primeros días de la pandemia", aclaró el profesional. En el caso de la guardia implica que solo se reciben los casos de urgencia y quienes llegan con dolencias que no requieran ese tratamiento serán derivados a los consultorios especializados. Eso, por otro lado, llevó a decidir suspender desde el lunes todos los turnos programados en los consultorios externos para atender "a demanda" esas derivaciones.

Tampoco se realizarán cirugías programadas. En ese caso solo se irá al quirófano con las urgencias y con las operaciones vinculadas con cuadros oncológicos.

"Con eso logramos descomprimir la guardia y rearmar la estructura de funcionamiento privilegiando la atención de los pacientes con COVID-19", dijo Fernández. Aclaró que si bien la mayoría de los pacientes son leves y no requieren atención porque son controlados de modo ambulatorio, no es descartable que en algún momento requieran esa internación.

La decisión obedece también a la necesidad de garantizar el cumplimiento de los protocolos de circulación, presencia en las salas de espera e internación. En este último caso, ante casos sospechosos el protocolo indica el aislamiento por lo que se reduce a la mitad la capacidad de internación de las habitaciones que tienen dos camas.

 

Respecto del personal de la clínica, el médico indicó que hay 450 empleados de los cuales alrededor del 5% resultó infectados con el virus (no más de 30 personas). Con lo que negó que las decisiones de reestructurar la atención está vinculado con una supuesta masividad en la afección en el plantel de trabajadores de salud.

Por la alta circulación del COVID-19 reestructuraron la atención de pacientes en Ipensa
Emergencia sanitaria

Por la alta circulación del COVID-19 reestructuraron la atención de pacientes en Ipensa

Más del 50% de los hisopados dan positivo. Por eso la guardia atenderá solo emergencias y se suspenden los turno programados en los consultorios.

31 de julio de 2020

El sanatorio Ipensa de La Plata resolvió una reestructuración general de su atención en los distintos servicios a partir del incremento en la tasa de positividad de los hisopados que allí se realizan. En la práctica, lo más evidente es una limitación a lo que es estrictamente emergencia en las consultas que se reciben en la guardia, lo cual ya se viene realizando desde hace varios días, y la suspensión -desde el lunes que viene- de las prácticas programadas y los turnos dados con anticipación en los consultorios externos de las distintas especializades.

El objetivo central, según indicaron desde la conducción de la clínica ubicada en 4 y 59, es darle prioridad a los pacientes que dieron positivo, muchos de los cuales son seguidos de manera ambulatoria pero podrían requerir internación

En diálogo con 0221.com.arJuan Bautista Fernández, el secretario técnico de la dirección del sanatorio, negó que sea la afectación del personal lo que llevó a tomar esa decisión, sino "el evidente crecimiento de la tasa de positividad en los hisopados que se realizan". El médico indicó que se pasó en el último mes del 10 a más de 50%.

"Lo que hacemos ahora es retrotraer la organización de la guardia y los consultorios externos a los primeros días de la pandemia", aclaró el profesional. En el caso de la guardia implica que solo se reciben los casos de urgencia y quienes llegan con dolencias que no requieran ese tratamiento serán derivados a los consultorios especializados. Eso, por otro lado, llevó a decidir suspender desde el lunes todos los turnos programados en los consultorios externos para atender "a demanda" esas derivaciones.

Tampoco se realizarán cirugías programadas. En ese caso solo se irá al quirófano con las urgencias y con las operaciones vinculadas con cuadros oncológicos.

"Con eso logramos descomprimir la guardia y rearmar la estructura de funcionamiento privilegiando la atención de los pacientes con COVID-19", dijo Fernández. Aclaró que si bien la mayoría de los pacientes son leves y no requieren atención porque son controlados de modo ambulatorio, no es descartable que en algún momento requieran esa internación.

La decisión obedece también a la necesidad de garantizar el cumplimiento de los protocolos de circulación, presencia en las salas de espera e internación. En este último caso, ante casos sospechosos el protocolo indica el aislamiento por lo que se reduce a la mitad la capacidad de internación de las habitaciones que tienen dos camas.

 

Respecto del personal de la clínica, el médico indicó que hay 450 empleados de los cuales alrededor del 5% resultó infectados con el virus (no más de 30 personas). Con lo que negó que las decisiones de reestructurar la atención está vinculado con una supuesta masividad en la afección en el plantel de trabajadores de salud.

COMENTARIOS

Más del 50% de los hisopados dan positivo. Por eso la guardia atenderá solo emergencias y se suspenden los turno programados en los consultorios.