Un equipo de fútbol platense fue protagonista de una batalla campal con heridos | 0221
0221
Un equipo de fútbol platense fue protagonista de una batalla campal con heridos
EN DOLORES

Un equipo de fútbol platense fue protagonista de una batalla campal con heridos

Ocurrió cuando San Lorenzo de Villa Castells visitó a un equipo de Dolores en el marco de un torneo federal. Jugadores y cuerpo técnico sufrieron lesiones.

26 de mayo de 2022

Un nuevo episodio de violencia se vivió en el fútbol y tuvo como protagonistas a un equipo de la Liga Amateur Platense y a otro del interior bonaerense cuando se disputaba un encuentro en Dolores. El equipo platense terminó saliendo del estadio en medio de una batalla campal en la que resultaron con heridas diversas varios.

Todo ocurrió durante el feriado del 25 de Mayo, cuando San Lorenzo de Villa Castells visitó a Ever Ready de esa ciudad, en el partido de ida de las semifinales del clasificatorio al Torneo Federal Amateur. El encuentro terminó 3-1 a favor de los platenses que quedaron a tan solo 90 minutos de llegar a la final. En ese marco, tras la finalización del encuentro, se armó una pelea que comenzó entre dos integrantes de ambos cuerpos técnicos y terminó con una gresca generalizada.

El entrenador del "Cuervo" de Villa Castells, Maximiliano Borgarelli, explicó como fue la situación de violencia en la que su equipo se vio envuelto: "Terminó el partido y se ve que algún integrante del cuerpo técnico rival lo buscó a uno de nuestros preparadores físicos y se armó una discusión", relató en diálogo con el portal El Editor Platense.

Según comentó, de la batalla campal salieron lastimados dos profesores de la institución y un jugador de la primera división. Además, aseveró que "la seguridad eran cuatro mujeres", dando a entender que la cantidad de efectivos policiales era reducida.

"Llevamos mucha gente y cuando vieron todo querían meterse, por suerte no pudieron hacerlo", agregó; y completó: “Estuvimos totalmente desprotegidos, sacábamos a los jugadores, nos acorralaron contra un alambrado, eran 60 contra los que estábamos adentro de la cancha. Fue un partido caliente, pero no para que termine de esa manera”, cerró el DT.

Ocurrió cuando San Lorenzo de Villa Castells visitó a un equipo de Dolores en el marco de un torneo federal. Jugadores y cuerpo técnico sufrieron lesiones.
0221

Un equipo de fútbol platense fue protagonista de una batalla campal con heridos

Ocurrió cuando San Lorenzo de Villa Castells visitó a un equipo de Dolores en el marco de un torneo federal. Jugadores y cuerpo técnico sufrieron lesiones.
Un equipo de fútbol platense fue protagonista de una batalla campal con heridos

Un nuevo episodio de violencia se vivió en el fútbol y tuvo como protagonistas a un equipo de la Liga Amateur Platense y a otro del interior bonaerense cuando se disputaba un encuentro en Dolores. El equipo platense terminó saliendo del estadio en medio de una batalla campal en la que resultaron con heridas diversas varios.

Todo ocurrió durante el feriado del 25 de Mayo, cuando San Lorenzo de Villa Castells visitó a Ever Ready de esa ciudad, en el partido de ida de las semifinales del clasificatorio al Torneo Federal Amateur. El encuentro terminó 3-1 a favor de los platenses que quedaron a tan solo 90 minutos de llegar a la final. En ese marco, tras la finalización del encuentro, se armó una pelea que comenzó entre dos integrantes de ambos cuerpos técnicos y terminó con una gresca generalizada.

El entrenador del "Cuervo" de Villa Castells, Maximiliano Borgarelli, explicó como fue la situación de violencia en la que su equipo se vio envuelto: "Terminó el partido y se ve que algún integrante del cuerpo técnico rival lo buscó a uno de nuestros preparadores físicos y se armó una discusión", relató en diálogo con el portal El Editor Platense.

Según comentó, de la batalla campal salieron lastimados dos profesores de la institución y un jugador de la primera división. Además, aseveró que "la seguridad eran cuatro mujeres", dando a entender que la cantidad de efectivos policiales era reducida.

"Llevamos mucha gente y cuando vieron todo querían meterse, por suerte no pudieron hacerlo", agregó; y completó: “Estuvimos totalmente desprotegidos, sacábamos a los jugadores, nos acorralaron contra un alambrado, eran 60 contra los que estábamos adentro de la cancha. Fue un partido caliente, pero no para que termine de esa manera”, cerró el DT.