Realizaron una jornada de conmemoración por los 10 años del cuádruple femicidio de La Loma | 0221
0221
Realizaron una jornada de conmemoración por los 10 años del cuádruple femicidio de La Loma
PEDIDO DE JUSTICIA

Realizaron una jornada de conmemoración por los 10 años del cuádruple femicidio de La Loma

La actividad contó con la participación de familiares y amigos de las víctimas. En ese marco, honraron su memoria y pidieron que se esclarezca el crimen.

29 de noviembre de 2021

El pasado 26 de noviembre se cumplieron 10 años del cuádruple femicidio en La Plata, el hecho que tuvo como víctimas a Susana De Bárttole (63), su hija Bárbara Santos (29), la hija de ésta Micaela Galle (11) y una amiga de Susana, Marisol Pereyra (35). En ese marco, este lunes se realizó una jornada de conmemoración para pedir memoria y justicia en La casa de Axel, en 9 y 51.

La jornada contó con la presencia de Miguel Pereyra (papá de Marisol), Norberto Galle y Nélida Garritano (abueles de la niña Micaela Galle), Estela Díaz (Ministra de la mujer, Género y Diversidad de la Provincia de Buenos Aires).

También estuvieron por Jorge Taddei (papá de Wanda), Carola Labrado (mamá de Candela Rodríguez), Beatriz Regal (mamá de Wanda), Manuel Iglesias (hermano de Laura), y con la participación de Familiares de Víctimas y Organizaciones de todo el país.

La actividad sirvió para honrar la memoria de las víctimas, exigir justicia y esclarecer los hechos ocurridos la noche del 26 de noviembre de 2011.

EL CASO

La noticia de que cuatro mujeres, entre ellas una nena de 11 años, habían sido salvajemente asesinadas en una casa de La Loma explotó en la ciudad en la mañana del domingo 27 de noviembre de 2011. El brutal crimen, sin embargo, había sido perpetrado en las últimas horas del sábado 26. La víctimas eran la niña Micaela Galle, su mamá Bárbara Santos, de 29; su abuela Susana de Bárttole, de 63; y Marisol Pereyra, una amiga de la familia que ocasionalmente estaba en el PH de 28 entre 41 y 42. Un vecino dio el alerta al detectar rastros de sangre en el pasillo.

Todas fueron víctima del brutal ataque por el cual hay un único condenado, Javier "La Hiena" Quiroga, un changarín que había estado haciendo trabajos de reparaciones y mantenimiento en la vivienda. Pero los meses que se siguieron incluyeron la detención y el enjuiciamiento con absolución del novio de Bárbara Santos, Osvaldo "Alito" Martínez, a quien por aquellos fue estigmatizado mediáticamente como “El Karateca”.

Las víctimas: Susana de Bárttole, Bárbara Santos, Micaella Galle y Marisol Pereyra

Tras varios meses de investigación y de un extenso proceso que los tuvo a ambos en el banquillo de los acusados a dos sospechosos, el Tribunal Oral en lo Criminal III de La Plata condenó por unanimidad a Quiroga a la pena de reclusión perpetua y absolvió a Martínez. Lo que se dio por acreditado es que, Quiroga mató primero a Susana Bártole, a quien aparentemente conocía más, y para ocultar ese crimen asesinó a las tres mujeres que se encontraban esa noche en el departamento.

El fallo indicó que en la cuchilla y en el palo de amasar empleado para golpear a Bárbara, en las uñas de Marisol y Susana y en los lugares donde fueron agredidas (cocina, baño, comedor) fue encontrado el ADN del albañil. Casi un año después de la decisión Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3, el Tribunal de Casación Penal bonaerense confirmó la condena a prisión perpetua y la absolución. 

El caso siguió generando controversias que aún hoy tienen derivaciones. Entre ella las diferencias entre la fiscalía y los jueces. El fiscal Álvario Garganta defendió la doble acusación y planteó que hubo "arbitrariedad" en el análisis de la prueba y que de las declaraciones de los peritos surgió que en el cuádruple crimen intervinieron dos personas. Para los miembros de la sala IV, en cambio, actuó sólo una persona, ya que no hubo distribución de roles.

Javier "La Hiena" Quiroga

"Respecto a la pluralidad de armas, tampoco las conclusiones periciales pueden afirmar certeramente si fueron utilizadas dos o más y, si hay algo que sí se pudo afirmar, fue la presencia de una cuchilla que quedó clavada en el cuerpo de la víctima Susana", señala el fallo. 

Otro punto en el que se marcaron diferencias es en torno a Martínez. La fiscalía pidió que se tuviera en cuenta a varios testigos, entre ellos al remisero Marcelo Tagliaferro, que dijo haber visto al "karateca" en la puerta de la casa la noche de los crímenes. Para los jueces, "amén de la situación sentimental (con Bárbara), Martínez ni bien comenzada la causa prestó colaboración con la investigación y, de las medidas y diligencias llevadas acabo en su vehículo, su domicilio y zonas adelañas, ningún vestigio se recolectó que lo lleve a su responsabilidad criminal".

Osvaldo "Alito" Martínez

Además precisaron sobre el remisero que lo apuntaba como sospechoso a Martínez que "evidentemente tenía un interés seguramente económico debido al ofrecimiento de recompensa realizado por el Ministerio de Justicia provincial"

La situación de ese testigo, presuntamente falso, es uno de los elementos que tiene derivaciones en la actualidad con un futuro juicio oral por “falso testimonio agravado” en el que no solo está acusado Tagliaferro sino también Patricia Luján Godoy, una vecina de Martínez. 

Marcelo Tagliaferro, el remisero acusado de falso testimonio

Durante la investigación y posterior juicio oral del cuádruple crimen ocurrido el barrio La Loma, Tagliaferro aseguró que la noche de la masacre vio a Martínez salir de la escena del crimen con el torso desnudo. Por su parte, Godoy sostuvo que lo vio bajar de un auto desconocido en horas de la madrugada posterior a los femicidios.

Una escena del juicio en el que fue condenado Quiroga y absuelto Martínez

A la hora de la condena de la "Hiena" Quiroga, los jueces también tuvieron en cuenta que las pericias psicológicas y psiquiátricas efectuadas en la causa, las cuales alejan todo móvil vinculado con una supuesta celopatía de Martínez hacia Bárbara y dieron por acreditado que la noche de los crímenes éste se hallaba en su casa y no en la de su novia.

COMENTARIOS

La actividad contó con la participación de familiares y amigos de las víctimas. En ese marco, honraron su memoria y pidieron que se esclarezca el crimen.
0221

Realizaron una jornada de conmemoración por los 10 años del cuádruple femicidio de La Loma

La actividad contó con la participación de familiares y amigos de las víctimas. En ese marco, honraron su memoria y pidieron que se esclarezca el crimen.
Realizaron una jornada de conmemoración por los 10 años del cuádruple femicidio de La Loma

El pasado 26 de noviembre se cumplieron 10 años del cuádruple femicidio en La Plata, el hecho que tuvo como víctimas a Susana De Bárttole (63), su hija Bárbara Santos (29), la hija de ésta Micaela Galle (11) y una amiga de Susana, Marisol Pereyra (35). En ese marco, este lunes se realizó una jornada de conmemoración para pedir memoria y justicia en La casa de Axel, en 9 y 51.

La jornada contó con la presencia de Miguel Pereyra (papá de Marisol), Norberto Galle y Nélida Garritano (abueles de la niña Micaela Galle), Estela Díaz (Ministra de la mujer, Género y Diversidad de la Provincia de Buenos Aires).

También estuvieron por Jorge Taddei (papá de Wanda), Carola Labrado (mamá de Candela Rodríguez), Beatriz Regal (mamá de Wanda), Manuel Iglesias (hermano de Laura), y con la participación de Familiares de Víctimas y Organizaciones de todo el país.

La actividad sirvió para honrar la memoria de las víctimas, exigir justicia y esclarecer los hechos ocurridos la noche del 26 de noviembre de 2011.

EL CASO

La noticia de que cuatro mujeres, entre ellas una nena de 11 años, habían sido salvajemente asesinadas en una casa de La Loma explotó en la ciudad en la mañana del domingo 27 de noviembre de 2011. El brutal crimen, sin embargo, había sido perpetrado en las últimas horas del sábado 26. La víctimas eran la niña Micaela Galle, su mamá Bárbara Santos, de 29; su abuela Susana de Bárttole, de 63; y Marisol Pereyra, una amiga de la familia que ocasionalmente estaba en el PH de 28 entre 41 y 42. Un vecino dio el alerta al detectar rastros de sangre en el pasillo.

Todas fueron víctima del brutal ataque por el cual hay un único condenado, Javier "La Hiena" Quiroga, un changarín que había estado haciendo trabajos de reparaciones y mantenimiento en la vivienda. Pero los meses que se siguieron incluyeron la detención y el enjuiciamiento con absolución del novio de Bárbara Santos, Osvaldo "Alito" Martínez, a quien por aquellos fue estigmatizado mediáticamente como “El Karateca”.

Las víctimas: Susana de Bárttole, Bárbara Santos, Micaella Galle y Marisol Pereyra

Tras varios meses de investigación y de un extenso proceso que los tuvo a ambos en el banquillo de los acusados a dos sospechosos, el Tribunal Oral en lo Criminal III de La Plata condenó por unanimidad a Quiroga a la pena de reclusión perpetua y absolvió a Martínez. Lo que se dio por acreditado es que, Quiroga mató primero a Susana Bártole, a quien aparentemente conocía más, y para ocultar ese crimen asesinó a las tres mujeres que se encontraban esa noche en el departamento.

El fallo indicó que en la cuchilla y en el palo de amasar empleado para golpear a Bárbara, en las uñas de Marisol y Susana y en los lugares donde fueron agredidas (cocina, baño, comedor) fue encontrado el ADN del albañil. Casi un año después de la decisión Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3, el Tribunal de Casación Penal bonaerense confirmó la condena a prisión perpetua y la absolución. 

El caso siguió generando controversias que aún hoy tienen derivaciones. Entre ella las diferencias entre la fiscalía y los jueces. El fiscal Álvario Garganta defendió la doble acusación y planteó que hubo "arbitrariedad" en el análisis de la prueba y que de las declaraciones de los peritos surgió que en el cuádruple crimen intervinieron dos personas. Para los miembros de la sala IV, en cambio, actuó sólo una persona, ya que no hubo distribución de roles.

Javier "La Hiena" Quiroga

"Respecto a la pluralidad de armas, tampoco las conclusiones periciales pueden afirmar certeramente si fueron utilizadas dos o más y, si hay algo que sí se pudo afirmar, fue la presencia de una cuchilla que quedó clavada en el cuerpo de la víctima Susana", señala el fallo. 

Otro punto en el que se marcaron diferencias es en torno a Martínez. La fiscalía pidió que se tuviera en cuenta a varios testigos, entre ellos al remisero Marcelo Tagliaferro, que dijo haber visto al "karateca" en la puerta de la casa la noche de los crímenes. Para los jueces, "amén de la situación sentimental (con Bárbara), Martínez ni bien comenzada la causa prestó colaboración con la investigación y, de las medidas y diligencias llevadas acabo en su vehículo, su domicilio y zonas adelañas, ningún vestigio se recolectó que lo lleve a su responsabilidad criminal".

Osvaldo "Alito" Martínez

Además precisaron sobre el remisero que lo apuntaba como sospechoso a Martínez que "evidentemente tenía un interés seguramente económico debido al ofrecimiento de recompensa realizado por el Ministerio de Justicia provincial"

La situación de ese testigo, presuntamente falso, es uno de los elementos que tiene derivaciones en la actualidad con un futuro juicio oral por “falso testimonio agravado” en el que no solo está acusado Tagliaferro sino también Patricia Luján Godoy, una vecina de Martínez. 

Marcelo Tagliaferro, el remisero acusado de falso testimonio

Durante la investigación y posterior juicio oral del cuádruple crimen ocurrido el barrio La Loma, Tagliaferro aseguró que la noche de la masacre vio a Martínez salir de la escena del crimen con el torso desnudo. Por su parte, Godoy sostuvo que lo vio bajar de un auto desconocido en horas de la madrugada posterior a los femicidios.

Una escena del juicio en el que fue condenado Quiroga y absuelto Martínez

A la hora de la condena de la "Hiena" Quiroga, los jueces también tuvieron en cuenta que las pericias psicológicas y psiquiátricas efectuadas en la causa, las cuales alejan todo móvil vinculado con una supuesta celopatía de Martínez hacia Bárbara y dieron por acreditado que la noche de los crímenes éste se hallaba en su casa y no en la de su novia.