0221
Un sector laboral ofrece 300.000 pesos de sueldo y busca más de 20.000 puestos de trabajo
¿DE QUÉ SE TRATA?

Un sector laboral ofrece 300.000 pesos de sueldo y busca más de 20.000 puestos de trabajo

Fuentes del sector señalan que en el país tienen la posibilidad de cobrar más de 300.000 pesos. Aseguran que el problema es la rotación del personal.

24 de mayo de 2022

Especialistas de recursos humanos de grandes empresas de tecnología advirtieron que en el último tiempo se agravó el faltante de profesionales del sector. Según explicaron, esto ocurre porque los perfiles con mayor experiencia buscaron trabajo en el exterior durante la pandemia para poder maximizar los ingresos y así aprovechar la brecha cambiaria.

De acuerdo a los primeros cálculos, no faltarían de 5.000 a 10.000 personas, sino 20.000, con la posibilidad de cobrar una remuneración cercana a los 300.000 pesos. “Los empleados se van más rápido y las empresas toman más rápido. Hay una velocidad de rotación que se ha incrementado el año pasado y sigue aumentando, y eso hace que haya más avisos, que tienen la contraparte de salida al mercado blue. Estamos ante un mercado recalentado”, explicó a La Nación Luis Galeazzi, director ejecutivo de Argencon, la entidad conformada por empresas prestadoras de servicios basados en el conocimiento.

Según el último informe sobre el mercado laboral de tecnología de Bumeran, en diciembre de 2021, hubo 12% más de avisos que en diciembre de 2020 y 93% más que en el mismo mes de 2019.

En tanto, la remuneración en mano pretendida del sector durante el cuarto trimestre de 2021 fue un 42% más alta en promedio que el salario medio esperado del mercado, y un 64% en el caso de los puestos de supervisores.

De acuerdo con el último Index del portal, los salarios pretendidos más altos en abril correspondieron a algunos puestos de Ingeniería, con 331.976 pesos por mes entre las posiciones de jefe y supervisor, y a posiciones en Tecnología y Sistemas con 326.288 pesos para los niveles senior y semi senior.

“El faltante histórico es un tema global y estructural: hace 10 años que en la Argentina escasean entre 5000 y 10.000 puestos; hoy estamos hablando de un mínimo un 50% más por el factor adicional de poder exportar servicios de tecnología, algo habilitado por la pandemia. Pero es una situación coyuntural que tiene fecha de vencimiento cuando haya una corrección del tipo de cambio”, detalló Matías Ghidini, especialista en mercado laboral y CEO de GhidiniRodil. Y aclaró que la exportación de servicios se da en perfiles senior, lo que les genera una complicación adicional a las empresas porque se quedan sin líderes para contribuir al desarrollo técnico y profesional de los juniors.

Otro experto que le puso fecha de vencimiento al fenómeno del “trabajo blue” fue Yeryé Bermúdez, gerente de la División Technology de Adecco Argentina, quien, sin embargo, lo atribuyó a las propias limitaciones de este tipo de contratación. “Las empresas vienen a contratar sin un contrato formal dentro de las normativas de la Argentina. Son empresas localizadas en Los Ángeles que no ofrecen jubilación, ni ningún tipo de cobertura y les abren cuentas en las islas Turks and Caicos o Seychelles y les pagan en esas cuentas. Cuando los contratados quieren transferir el dinero a acá se encuentran con los problemas -como la AFIP cuando emiten facturas por sobre el límite- y luego quieren volver a la formalidad”, opinó.

A su vez, señaló que de un día para otro se pueden dar situaciones en que el jefe del proyecto desaparece y se quedan “en Pampa y la vía”. “Un tal Tim Smith te firma el contrato internacional que no tiene valor como contrato de trabajo y un buen día ese Tim Smith desaparece, te bloquea de todos lados y se terminó el proyecto. Lo de las empresas que vienen a contratar gente remota pagándole afuera es una burbuja y, como tal, está destinada a explotar”, puntualizó.

En cuanto a las formas de retener al personal, Bermúdez dijo que las empresas locales buscan que la relación laboral no sea solo transaccional, para que la gente no se vaya en cuanto le ofrezcan un poco más de dinero. “Además del salario, se les paga la prepaga, los gastos por trabajar desde la casa, hay planes de carrera, programas de beneficios, gimnasio y días libres para capacitación. Eso hace que haya un mayor engagement y que la relación no sea algo mercantilista”, describió.

Por último, Ghidini aseguró que hay empresas en tecnología que les están pagando a los trabajadores en dólares en cuentas del extranjero, pero que esa es una “solución parcial” para empleados sin familia que pueden ahorrar y no para perfiles más senior con familia, imposibilitados de hacerse de ese dinero.

“Esto es algo de los últimos meses y no una práctica habitual del mercado, sino una tendencia incipiente en sectores de tecnología y algunas empresas con operaciones en el exterior. Muchas multis lo están haciendo para tecnología y algunas posiciones”, concluyó.

COMENTARIOS

Fuentes del sector señalan que en el país tienen la posibilidad de cobrar más de 300.000 pesos. Aseguran que el problema es la rotación del personal.
0221

Un sector laboral ofrece 300.000 pesos de sueldo y busca más de 20.000 puestos de trabajo

Fuentes del sector señalan que en el país tienen la posibilidad de cobrar más de 300.000 pesos. Aseguran que el problema es la rotación del personal.
Un sector laboral ofrece 300.000 pesos de sueldo y busca más de 20.000 puestos de trabajo

Especialistas de recursos humanos de grandes empresas de tecnología advirtieron que en el último tiempo se agravó el faltante de profesionales del sector. Según explicaron, esto ocurre porque los perfiles con mayor experiencia buscaron trabajo en el exterior durante la pandemia para poder maximizar los ingresos y así aprovechar la brecha cambiaria.

De acuerdo a los primeros cálculos, no faltarían de 5.000 a 10.000 personas, sino 20.000, con la posibilidad de cobrar una remuneración cercana a los 300.000 pesos. “Los empleados se van más rápido y las empresas toman más rápido. Hay una velocidad de rotación que se ha incrementado el año pasado y sigue aumentando, y eso hace que haya más avisos, que tienen la contraparte de salida al mercado blue. Estamos ante un mercado recalentado”, explicó a La Nación Luis Galeazzi, director ejecutivo de Argencon, la entidad conformada por empresas prestadoras de servicios basados en el conocimiento.

Según el último informe sobre el mercado laboral de tecnología de Bumeran, en diciembre de 2021, hubo 12% más de avisos que en diciembre de 2020 y 93% más que en el mismo mes de 2019.

En tanto, la remuneración en mano pretendida del sector durante el cuarto trimestre de 2021 fue un 42% más alta en promedio que el salario medio esperado del mercado, y un 64% en el caso de los puestos de supervisores.

De acuerdo con el último Index del portal, los salarios pretendidos más altos en abril correspondieron a algunos puestos de Ingeniería, con 331.976 pesos por mes entre las posiciones de jefe y supervisor, y a posiciones en Tecnología y Sistemas con 326.288 pesos para los niveles senior y semi senior.

“El faltante histórico es un tema global y estructural: hace 10 años que en la Argentina escasean entre 5000 y 10.000 puestos; hoy estamos hablando de un mínimo un 50% más por el factor adicional de poder exportar servicios de tecnología, algo habilitado por la pandemia. Pero es una situación coyuntural que tiene fecha de vencimiento cuando haya una corrección del tipo de cambio”, detalló Matías Ghidini, especialista en mercado laboral y CEO de GhidiniRodil. Y aclaró que la exportación de servicios se da en perfiles senior, lo que les genera una complicación adicional a las empresas porque se quedan sin líderes para contribuir al desarrollo técnico y profesional de los juniors.

Otro experto que le puso fecha de vencimiento al fenómeno del “trabajo blue” fue Yeryé Bermúdez, gerente de la División Technology de Adecco Argentina, quien, sin embargo, lo atribuyó a las propias limitaciones de este tipo de contratación. “Las empresas vienen a contratar sin un contrato formal dentro de las normativas de la Argentina. Son empresas localizadas en Los Ángeles que no ofrecen jubilación, ni ningún tipo de cobertura y les abren cuentas en las islas Turks and Caicos o Seychelles y les pagan en esas cuentas. Cuando los contratados quieren transferir el dinero a acá se encuentran con los problemas -como la AFIP cuando emiten facturas por sobre el límite- y luego quieren volver a la formalidad”, opinó.

A su vez, señaló que de un día para otro se pueden dar situaciones en que el jefe del proyecto desaparece y se quedan “en Pampa y la vía”. “Un tal Tim Smith te firma el contrato internacional que no tiene valor como contrato de trabajo y un buen día ese Tim Smith desaparece, te bloquea de todos lados y se terminó el proyecto. Lo de las empresas que vienen a contratar gente remota pagándole afuera es una burbuja y, como tal, está destinada a explotar”, puntualizó.

En cuanto a las formas de retener al personal, Bermúdez dijo que las empresas locales buscan que la relación laboral no sea solo transaccional, para que la gente no se vaya en cuanto le ofrezcan un poco más de dinero. “Además del salario, se les paga la prepaga, los gastos por trabajar desde la casa, hay planes de carrera, programas de beneficios, gimnasio y días libres para capacitación. Eso hace que haya un mayor engagement y que la relación no sea algo mercantilista”, describió.

Por último, Ghidini aseguró que hay empresas en tecnología que les están pagando a los trabajadores en dólares en cuentas del extranjero, pero que esa es una “solución parcial” para empleados sin familia que pueden ahorrar y no para perfiles más senior con familia, imposibilitados de hacerse de ese dinero.

“Esto es algo de los últimos meses y no una práctica habitual del mercado, sino una tendencia incipiente en sectores de tecnología y algunas empresas con operaciones en el exterior. Muchas multis lo están haciendo para tecnología y algunas posiciones”, concluyó.